.
Criadero NADASKE, Paraje El Rosario, Camino al Dique San Jeronimo, 5178 La Cumbre, Córdoba, Argentina
Criadero de Cane Corso, tel. (+54) 03548 452259- Cel. 03548 15435626, e-mail: info@colledeicorsi.com.ar
Historia del Cane Corso

>> Vea las Imágenes de Ejemplares Históricos <<

___________________________________________________________________

Poema en verso (Italiano Antiguo) de Eraldo de Valvassone (1523 – 1593)

"La Caccia”

Il Corso ha gran possanza, ardito assale

La fera et la ritien: poiché l'ha presa,

Sciorre il dente non sa: ma poco vale

Per raggiungerla poi, che in fuga è stesa:

Non ha dal ciel sortita al nome eguale

Come il veltro sia destro, et sia spedito,

Ma di persona più gagliarda, et magna:

Sia grosso, ma non grave, od impedito

Da tanta mole, che lena fragna:

Abbondi di grand' ossa, et di gran nerbo,

Et sia facile a l' ira, aspro, et superbo.

Cane Corso Historia

Juego de sombras

___________________________________________________________________

Capítulo “De Quadrupedibus” - “De Cane Venatico Robusto” de Konrad Gassner (1512 – 1565)

"En este texto el autor se está refiriendo al actual Mastín Napolitano"

El moloso es de gran tamaño y mordedor, como el Cane Corso. Creo que se lo considere mordedor no porque clava los dientes sin razón, sino porque tiene una presa enérgica y a duras penas afloja el mordisco infligido a la fiera. Por el resto yo se que el Cane Corso, cuando ha clavado los colmillos en el jabalí o en el toro salvaje, no puede ser separado de la presa sin la intervención decidida del cazador sobre las mandíbulas cerradas...

Cane Corso Historia

Cane Corso 1960

_____________________________________________________________________

El significado del nombre

Según algunos autores, etimológicamente la palabra Corso deriva del griego Kórtos (corral, recinto, cercado), y para otros Corso deriva del latín Cohors (guardián, protector de un territorio determinado). En cualquier caso, desde la antigüedad es calificado como un perro óptimo para la guardia atenta y valerosa de la propiedad. Esta raza llega a la actualidad con un significativo material histórico-iconográfico, a partir del cual los apasionados buscaron reconstruir sus orígenes.

Cane Corso Historia

Cane Corso, también llamado Cane da Macellaio, a la guardia del "Carretto"

___________________________________________________________________

Los orígenes del Cane Corso

Es necesario aclarar que Cane Corso, término usado para designar la raza, es originario del sur de Italia donde sobrevivió y donde luego fue descubierta y rescatada. En realidad, se trata de un nombre desconocido dentro del léxico de la cinofilia contemporánea.

La documentación más antigua encontrada -donde el Cane Corso es citado- incluye poemas y textos sobre diversas temáticas, datados hacia el 1500.

Con el paso de los siglos, la raza no sufrió grandes cambios quizás porque era bueno de ese modo: con características funcionales (de guardia y caza) y morfológicas (ágil, rústico, robusto y liviano al mismo tiempo, en grado de alcanzar la presa, de recorrer amplios tramos de caminos, o de proteger la hacienda durante el pastoreo) que constituían las razones históricas de su presencia en las diferentes sociedades. Era un perro grande pero no gigantesco, por lo tanto su manutención no era onerosa. Terrible con sus enemigos y desconfiado con los extraños pero también dulce y extremadamente leal con su dueño, la familia y los niños. El Cane Corso tenía solo un problema: no era un perro aristocrático; era un perro de pastores, campesinos, gente rústica del campo que pedía a su compañero solo un servicio y no que fuera hermoso o simpático. Un verdadero perro de trabajo.

El Cane Corso ha conservado de su antepasado directo, el “Canis Pugnax” (o también llamado Molosso Romano , utilizado en guerras y combates en circos), la combatividad y resistencia necesarias para lograr el éxito en sus acciones, sin vacilaciones y con un potencial de fuerza impresionante. A través del contacto con el hombre y la vida social ha aprendido a ser reactivo solo con su competencia, transformándose en un óptimo interprete de la gestualidad humana.

El Molosso es originario del Epiro , una región de la Grecia nor-occidental cuyo periodo histórico más notable coincide con el reinado de Pirro, quien le dio un importante impulso entre fines del Siglo III e inicios del IV d.c.

Epiro estaba continuamente en guerra con Roma y Macedonia hasta que en el 168 d.c. fue devastado por los romanos a causa de haber establecido una alianza con los macedonios, de este modo, pasó a formar parte del Imperio Romano. Los Molossos eran los habitantes de esa zona del Epiro. Y el Canis Pugnax (Moloso Romano) era un nombre dado en virtud de la naturaleza valerosa de este perro, con marcadas inclinaciones para combatir incluso contra adversarios mucho más grandes y peligrosos.

Cane Corso Historia

Cane Corso en las campiñas sicilianas

___________________________________________________________________

La casi extinción del Cane Corso

Junto con la industrialización llegó la modernización de la agricultura y de los sistemas de crianza de animales; también disminuyó el número de animales salvajes y aumentó el empleo de armas de fuego (que derivaron en distintas técnicas de caza); todo esto redujo algunos usos tradicionales de la raza. Por estos motivos la difusión del Cane Corso –luego de la Segunda Guerra Mundial- sufrió un drástico redimensionamiento. Básicamente, el riesgo de extinción que sufrió el perro fue debido a que antes de él, fue su dueño el que se estaba extinguiendo. Es que a causa del abandono de las tierras por parte de los trabajadores del campo, la raza fue olvidada; recordemos: una raza que posee antiquísimos orígenes ligados a las tradiciones rurales, particularmente en la sureña Puglia y que estaba al servicio del hombre en las tareas agrestes y el cuidado de los animales.

La situación a inicios de los años ‘70 era preocupante para la supervivencia del Cane Corso, a esa altura reducido a un modesto número de ejemplares que ni siquiera eran considerados por la cinofilia oficial, aunque hubieran habido importantes señalaciones de apasionados cinófilos. La raza fue salvada gracias a la perseverancia de estos últimos y gracias a algunas personas, partuculeres, que mantuvieron con vida los pocos ejemplares que habían quedado. Con la recuperación y la precisa selección de sujetos típicos, se produjo un vuelco hacia la reproducción de ejemplares rústicos, atléticos, forzudos y resistentes.

Cane Corso Historia

Cane Corso en las campiñas sicilianas

___________________________________________________________________

El desarrollo del Cane Corso

Con la agrupación del hombre en áreas estables, fue aumentando su necesidad de disponer de instrumentos aptos para la defensa personal, la supervivencia, y funcionales en el control del ambiente. La supervivencia requería el uso de cualquier capacidad, y el Cane Corso representaba un aspecto. Fue así que se comenzaron a realizar cruzas selectivas con sujetos que debían mejorar la calidad y capacidad de sobrevivencia.

Las aptitudes del Cane Corso para la vigilancia y su capacidad para percibir peligros inminentes, eran para el hombre características primarias. Fue por eso que la selección generó los primeros Corsos para guardia, empleados generalmente en la gestión del territorio. El Cane Corso se mostró también esencial para la defensa y reunión de manadas y animales domésticos (vacas, ovejas, etc.), lo cual resultó un importante servicio que estimuló las cruzas selectivas y el nacimiento de Corsos utilizados en el pastoreo.

Su habilidad olfativa y su dinamicidad en la búsqueda, empujaron al hombre para seleccionar con fines de lucro. Los sujetos introducidos en la tarea de cazar, presentaban un notable temperamento y coraje (atacar e inmovilizar a la presa con la única fuerza de su mordida en el cuello del animal, sin la ayuda de algún arma). Además se les exigía poseer dotes de perseverancia en el seguimiento de huellas.

El Cane Corso debía demostrar particulares habilidades y aptitudes en las tareas dadas y al mismo tiempo, como cualquier perro domestico, debía garantizar su sociedad con el hombre y una estrecha unión con él.

Las capacidades y naturales destrezas del Cane Corso estimularon los objetivos selectivos de este perro para ser empleado en la guardia, pastoreo y caza; objetivos que al día de hoy permanecen bien definidos, tratándose además de un perro armónico en sus formas y de aspecto muy atractivo.

Cane Corso HistoriaCane Corso Historia

El Cane Corso, fiel compañero y protector de los campesinos italianos

(Fotos de Giovanni Tumminelli)

Cane Corso Historia